Fiestas Lustrales

Virgen de Abona

La primera quincena de septiembre, coincidiendo con el día conmemorativo (8 de septiembre) a Ntra. Sra. La Santísimas Virgen de Abona, patrona y alcaldesa perpetua del sur de Nivaria, se celebran cada 5 años una serie de festejos en honor a dicha virgen.

Aproximadamente un mes antes de la bajada de la virgen, esta sale en peregrinación durante 20 días por los distintos barrios y pueblos de Arico, Granadilla y Fasnia; partiendo de la Villa de Arico recorre: La Cisnera, El Río de Arico, Las Vegas, Chimiche (estos dos últimos en Granadilla de Abona), Las Maretas, La Caleta, Las Arenas, San Miguel de Tajao, La Jaca, La Listada, Abades, El Porís de Abona, Las Eras (parte de esta pertenece a Fasnia), Icor, San Pancracio-El Bueno, Arico Viejo, Arico Nuevo, La Sabinita, Teguedite y vuelve a Villa de Arico. Cada día, a media tarde (en torno a las 17:30) se reza el Santo rosario en el templo donde se encuentre la patrona, y media hora más tarde aproximadamente, sale en dirección al siguiente pueblo donde, el Santo o Virgen Patrona del lugar sale a su encuentro.

Peregrinación, La Caleta

El primer fin de semana de septiembre se celebran, en Villa de Arico, las galas de elección de Romera (adulta) y Romera Mayor (tercera edad), dónde, coincidiendo con las galas de las reinas anuales se elige, entre una batería de candidatas que desfilan con diferentes atuendos a lo largo de la noche, a la Romera de las fiestas lustrales.

Peregrinación, La Cisnera

El tercer fin de semana de septiembre y para concluir las fiestas, la imagen de la virgen sale de la parroquia de San Juan Bautista a las 08:00 del sábado y, acompañada de carrozas y coches engalanados,  baja en romería hasta La Punta de Abona, donde apareció en 1722. Al pasar por cada pueblo se encuentra con el/la patrón/a de dicha localidad. En El Porís de Abona, la virgen es baja de su carroza y es lleva a hombros, acompañada de los romeros y romeras, junto con la danza de cintas de Arico, hasta La Punta, dónde se encontrará con la patrona de la localidad. Por la noche se celebra una misa y posteriormente sale en procesión hasta el faro de La Punta o por Playa Grande, acompañada de velas.  Al día siguiente a las 17:00,  vuelve a salir la romería de vuelta a Villa de Arico, donde la Virgen de Abona esperará  otros 5 años hasta poder visitar, de nuevo, los barrios del municipio ariquero.