El Lomo de Arico

Iglesia de San Juan Bautista
El Lomo de Arico a principios del siglo XX

Aunque este territorio era ya habitado por los aborígenes en tiempos anteriores a la conquista, el asentamiento actual es posterior. En torno al siglo XVI, por la cercanía del agua, la presencia de tierras para cultivo y la suavidad del clima, se fue conformando el caserío gracias a las cochas y casas-cuevas que se asentaban a lo largo del camino que iba desde la costa hasta el norte de la isla atravesando la cumbre.

En este núcleo encontramos, edificaciones basadas en la arquitectura rural tradicional canaria, hechas con materiales de construcción típico de la zona como la losa chasnera.

Sur de Tenerife
Villa de Arico en 1968

Podemos encontrar, viviendas terreras, con dos áreas diferenciadas, por un lado, la bodega y la cocina; y al otro los dormitorios; o bien de dos pisos, con un granero en la parte superior, al que se accede por el exterior a través de una escalera que culmina con un característico balcón de madera. Las viviendas cuentan con grandes patios rectangulares que, aunque algunos tienen un portón de cierre, por lo general dan a la calle; lo que crea un rasgo singular en la arquitectura tradicional de arico.

Este singular núcleo fue declarado, Bien de Interés Cultural, con categoría de Conjunto Histórico, en 2005.

En la actualidad…